jueves, 29 de septiembre de 2016

Diario de una vuelta a Cervantes

Honoré Daumier, Don Quichotte et Sancho Pança, ca. 1866

«Cada día me doy cuenta de alguna cosa más que he dejado de hacer, ebrio de tinta cervantina, entregado a la tarea, la embriaguez, la obsesión, la manía de leer Don Quijote y saber más de Cervantes. No leo ningún otro libro. No escucho música. No veo películas. Salgo de casa con fastidio, y estoy impaciente por volver para encontrarme con mis libros cervantinos, con mi pluma y con este cuaderno en el que copio citas y escribo sin propósito, dejándome llevar».

Este fragmento pertenece a un magnífico texto de Antonio Muñoz Molina, publicado ayer, que lleva por título Diario de una vuelta a Cervantes: la escritura desatada. Le doy las gracias a Eduardo, amigo y participante en nuestra Lectura ilustrada del Quijote, por el oportuno aviso. Disfrútenlo.

2 comentarios:

  1. Lo leí ayer y es muy interesante como todo lo que escribe Muñoz Molina. Habrá que esperar a la publicación de ese Diario de lectura.

    ResponderEliminar
  2. Diario que, a lo que se lee: "es una selección de fragmentos de un extenso diario de lectura en marcha formado por más de doscientas páginas de notas a mano escritas en diversos cuadernos". Muñoz Molina, al igual que su antónimo Camilo José Cela, escribiendo a mano.

    ResponderEliminar